Jardines del Norte—Listos para avanzar

(Mayo de 2017) Jardines del Norte es una comunidad de alrededor de 2,000 personas en una de las zonas más pobres de Honduras. Hace seis años, las familias de esta comunidad buscaban ayuda desesperadamente. Los niños no asistían a la escuela regularmente. La comunidad carecía de acceso a saneamiento adecuado y agua potable. Los miembros de la comunidad tenían que llevar a mano sus baldes con agua por largas distancias. Muchas personas obtenían agua de manantiales pequeños que estaban desprotegidos y producían agua contaminada. Durante la temporada de sequía, usualmente no tenían ningún acceso al agua.

Los niños estaban desnutridos. Los padres de la comunidad vivían el día a día, sin saber qué traería para sus familias el día de mañana. El acceso a la educación era mínimo y muchos niños eran analfabetos. Las familias estaban buscando una oportunidad para salir de la pobreza y crear mejores oportunidades para ellos y sus hijos.

Nuestro amor por las personas en Jardines del Norte comenzó en el 2010 durante una visita preliminar. A través de nuestra asociación con Feed The Children, establecimos una relación para ayudar a la comunidad a desarrollar auto-sostenibilidad en los próximos años.

Desde el 2011, hemos visto la esperanza reflejarse en los ojos de los niños y sus padres. Los ciudadanos trabajan juntos para crear mejores oportunidades para todos. La interacción diaria con los mentores de Feed The Children ha creado confianza y un sentido de autoestima para los ciudadanos, porque saben que alguien se preocupa por ellos. Los programas y oportunidades proporcionados por Foundation 4Life han impulsado a esta comunidad hacia donde se encuentran hoy en día. Es un honor ver la alegría en sus rostros cada vez que superan desafíos personales y se alistan para alcanzar un éxito mayor.

Febrero 2011 El corte de unas tijeras llevó prosperidad a esta comunidad durante la celebración del corte de cinta del centro comunitario de Foundation 4Life. Los niños vienen cada día escolar para recibir comidas calientes y nutrición vital. Los adultos se ofrecen como voluntarios para servir las comidas a los niños, y también vienen para las clases que les ayudan a ganar una mayor autosuficiencia.

Uno de los componentes más importantes del centro comunitario fue el nuevo sistema de agua potable. Hay agua limpia para cocinar, limpiar y lavarse las manos. Las familias también acuden al centro comunitario para obtener agua para sus necesidades.

Las madres asisten a clases para aprender a hacer productos horneados, joyas, piñatas y decoraciones navideñas. Las clases y los talleres son gratuitos, y ayudan a crear confianza, compañerismo y un sentido de realización, ofreciéndoles a las mujeres nuevas oportunidades para generar ingresos para sus familias.

Abril 2013 Ayudamos a construir baños y estaciones para lavarse las manos con el fin de mejorar la higiene y el saneamiento. Más allá del nivel más alto de limpieza, los niños ya no tienen que esperar en largas colas para usar el baño individual en la Escuela Marco Aurelio Soto. Anteriormente, los niños tenían que caminar a casa para usar el baño, y a menudo no regresaban a la escuela. Al contar con más baños, los niños permanecen en la escuela todo el día.

Abril 2013 Antes de la participación de Foundation 4Life, había abundancia de basura alrededor de la comunidad. Tanto los adultos como los niños tiraban la basura en cualquier lugar, en lugar de desecharla adecuadamente. Un programa comunitario de eliminación y reciclaje de basura se pudo hacer posible gracias al patrocinio de un incinerador en la comunidad. Los ciudadanos ahora desechan adecuadamente su basura, y han aprendido el valor de reciclar ciertos materiales. El programa de reciclaje también ofrece una manera para que las madres generen ingresos para sus familias. Ellas dedican algunos de estos fondos para apoyar al centro comunitario.

Abril 2013 Se implementó en la escuela una clase de jardinería para los estudiantes de cuarto y quinto grado. El hermoso jardín que patrocinamos, está acompañado de un sistema de riego y una cubierta para el sol, les permite a los estudiantes aprender acerca del valor de cultivar los alimentos para lograr la sostenibilidad. Los niños aprenden sobre la responsabilidad y el trabajo en equipo, mientras aplican las habilidades prácticas de jardinería. Las responsabilidades de los jardines van desde la siembra hasta la cosecha, con tareas individuales que se reparten entre los estudiantes. Luego de que los alimentos se han cosechado, estos sirven como complemento para las comidas diarias en el centro comunitario. Las lecciones aprendidas han ayudado a las madres de la comunidad a cultivar alimentos para sus familias. El jardín comunitario se ha convertido en otro lugar en donde los niños y adultos pueden reunirse para aprender y sentirse orgullosos de proveer sustento para la próxima generación.

Abril 2015 Años después de haber comenzado nuestro patrocinio, existía un mayor entusiasmo por la vida y un sentido de esperanza más profundo para el futuro. Esto motivó a más adultos a enviar a sus hijos a la escuela, y más niños querían asistir. Con el aumento de la asistencia, más el reconocimiento de la escuela por parte de agencias gubernamentales locales, fue necesario ampliar la capacidad de la escuela. Se construyeron dos aulas adicionales con aire acondicionado para los estudiantes de cuarto y quinto grado, incluyendo nuevos escritorios y pizarras blancas, y un armario donde el maestro puede resguardar los suministros. Estas aulas permiten que más niños asistan a la escuela cerca del hogar, lo que representa un factor importante para que continúen su educación.

Los estudiantes de la Escuela de Carpintería Productiva la cual es patrocinada por 4Life y se encuentra en Omoa, una ciudad cercana, hicieron los escritorios para las nuevas aulas.

Agosto 2016 ¡El punto culminante de nuestro patrocinio conectó a la comunidad con el mundo! Un nuevo laboratorio de computación en la escuela fue construido para que los niños y adultos pudieran aprender valiosas habilidades informáticas y estar en contacto con el resto del mundo a través de Internet. Los estudiantes mayores, especialmente los que cursan la escuela secundaria y la preparatoria, vienen al laboratorio para completar sus tareas. Anteriormente, los estudiantes no podían terminar las tareas. No tenían las mismas oportunidades que otros niños; se sentían desanimados por su incapacidad para hacer las tareas; y con frecuencia dejaban de ir a la escuela para no sentirse avergonzados.

El laboratorio de computación cuenta con más de 30 ordenadores, una conexión a Internet segura y estrictamente supervisada, un entorno climatizado para proteger el equipo del calor y la humedad extremos, y un maestro que guía a los estudiantes. Las madres también usan las computadoras para monitorear sus negocios basados en el hogar, acceder a Internet para vender las mercancías que hacen a mano y para ayudar a sus hijos con la tarea.

Además de todos estos nuevos programas, Foundation 4Life proporcionó mochilas y uniformes escolares a los niños más necesitados cada año escolar. También proporcionamos becas de transporte a los niños mayores que asisten a la escuela fuera de la comunidad. Nuestro financiamiento también proporcionó nutrición, vitaminas y medicina antiparasitaria para respaldar la salud de los niños y darles mejores oportunidades para que continúen en la escuela.

El alcalde de Choloma, Leopoldo Eugenio Crivelli Durvant, declaró: "¡Jardines del Norte está listo! De la misma forma en que la mamá gallina debe saber cuándo dejar que sus pollitos vuelen, este es el momento para que Jardines del Norte utilice las herramientas y lecciones que han recibido de Feed The Children y Foundation 4Life para volar por su cuenta. Hoy en día, Jardines del Norte es una comunidad fuerte. Juntas, las familias están listas para llevar adelante todo lo que han aprendido para seguir construyendo prosperidad para las generaciones futuras".

Junto a Feed The Children, Foundation 4Life ha brindado a las personas de Jardines del Norte, recursos, herramientas y conocimientos para ayudarles a lograr un nivel de autosuficiencia. Ha sido un esfuerzo de equipo poder elevar la comunidad a un nuevo nivel en los últimos seis años. Foundation 4Life ha construido realmente un legado de servicio en Jardines del Norte, y ¡estamos listos para dejar nuestra huella en nuevas áreas del mundo!

Fotografías y videos